Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal

Agencia para la Reincorporación y la Normalización

Usted está en: ACR > Agencia para la Reincorporación y la Normalización (ARN) > Sala de Prensa > Noticias > El café las tiene enamoradas

Feria empresarial en el Modelo de Entorno Productivo

El café las tiene enamoradas

Andrea espera fortalecer sus conocimientos en caficultura para crear una unidad productiva. Fotos: ARN Eje Cafetero

Chinchiná , 13/12/2019

La visita se cumplió en la Fundación Manuel Mejía, donde 15 excombatientes en proceso de reintegración culminan sus estudios en trasformación y producción del café. La graduación será este 20 de diciembre.

La caficultura mueve los corazones de 15 mujeres excombatientes y de otras tres integrantes de la comunidad en el Modelo de Entorno Productivo (MEP), que culmina el próximo 20 de diciembre en la sede educativa de la Fundación Manuel Mejía en Chinchiná. Así quedó evidenciado en la visita que hicieron empresarios y quienes aplaudieron los conocimientos de las participantes de 10 departamentos del país.

Esa pasión se le notó a María Mística Tatiana Quiñones, quien, en la preparación de un café, no se dejó vencer por los nervios. Temblando, pero con la frente alto, puso a degustar a los empresarios. "Sentí mucha alegría por mostrar mis conocimientos. Todos los días tomaba café, aunque no como se debe. Lo primero que haré cuando llegue a mi casa es decirle a la familia que ya tienen una experta en el tema", expresó María en medio de las risas.

Las excombatientes en proceso de reintegración mostraron en seis estaciones los aprendizajes adquiridos en mes y medio de formación, con el acompañamiento de la Agencia para la Reincorporación y la Normalización (ARN) y el apoyo de la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID) y la Organización Internacional para las Migraciones (OIM).

Esta visita fue una clase intensiva de caficultura y un espacio para mirar opciones de empleabilidad. A lo largo del recorrido, en medio del aroma a café en la vereda Quiebra de Naranjal, las alumnas hablaron con propiedad de siembra, beneficios, manejo de cultivos, cosecha y renovación, mecánica, catación  y emprendimientos, como lo relató vestida de chapolera la excombatiente Issela Campo al frente del mural de los sueños.

"Acá están pegados los sueños de todas. Les pusimos nombres a los emprendimientos porque queremos salir adelante por nuestros hijos y familia. Ha sido una experiencia maravillosa porque cada día aprendemos algo diferente", destacó Issela.

Los mensajes también sobresalieron en cada estación. Al ingresar al salón de máquinas los asistentes se encontraron con este lema: "Madres emprendedoras por la producción sostenible de café porque sabemos lo que la despulpadora significa para ti".

Ese empoderamiento lo subrayó Olga Clemencia Parra, líder de proyectos educativos de la Fundación Manuel Mejía. "Lo que uno busca a nivel educativo más allá del conocimiento son las ganas de aplicarlo en la vida para salir adelante. Este proyecto nos deja muchas enseñanzas porque no solo tenemos un técnico laboral, sino un preescolar por la presencia de los hijos de estas mujeres".

Para Jorge Eduardo Ospina, caficultor y emprendedor, con esta experiencia se aprendió mucho, cuando muchos pensaban que eran ellas las que venían a aprender, pero sucedió lo contrario. "Somos nosotros los que aprendemos de su resiliencia y empatía con los demás, además de su berraquera. Esta feria fue una certificación de lo que sabíamos y es cómo el café es un generador de paz".

La feria empresarial terminó con una cata de café. Allí, Ángela Rivera demostró porqué es considerada una de las 18 estudiantes más aplicadas en este aspecto. "El café es magia y me enamoré de cómo prepararlo porque tengo esa capacidad para percibir los sabores y olores. Me encanta estar en el entorno y solo espero profundizar mis conocimientos en caficultura para tener un negocio de calidad en Huila, que es el principal productor del país".

 

Datos de interés

  • El Modelo de Entorno Productivo es un espacio de formación que implementa acciones que abordan el componente humano, académico, técnico y psicosocial.
  • Este Modelo, por primera vez en Caldas, se pensó desde un enfoque de género y se adaptó a las necesidades de las mujeres, quienes están con sus hijos a medida que avanzan con sus estudios.
  • El título que recibirán las mujeres las certifica como técnicas laborales en la producción y transformación del café, que otorgará la Fundación Manuel Mejía.
  • Cuatro Modelos, con personas en proceso de reintegración, se han implementado este año con el acompañamiento de los profesionales de la ARN Eje Cafetero. Tres de ellos se desarrollaron en el Valle del Cauca.

Compartir en las redes sociales


Noticias relacionadas